Born to Run. Springsteen humaniza al mito

born-to-run-9781501141515_hrLos hechos son los que son y cualquiera puede narrarlos, pero sólo está al alcance de quien los protagoniza prender la luz y mostrar las causas, las consecuencias o las emociones ligadas a ellos. En el caso de Bruce Springsteen se ha publicado material biográfico suficiente para alimentar el mito durante decenios, pero únicamente él mismo podría en un libro acercarnos en verdad a la persona, al hombre que es, al joven y al niño que fue. A sus temores, sus traumas, sus ambiciones, sus éxitos y sus caídas. Al precio pagado por todo ello. Y ese es el principal valor que posee Born to Run, el libro de memorias publicado mundialmente a finales de septiembre. A lo largo de los años, fans de todo el planeta han aguardado interminables horas de cola para ver al Boss desde las primeras filas en alguno de sus conciertos multitudinarios. Con la telecaster colgando en su espalda, él se ha acercado a miles de ellos en mitad del show para estrechar sus manos y vislumbrar fugazmente la felicidad en sus rostros. Y ni siquiera en esos momentos de plena comunión con el público el rockero de Nueva Jersey se ha mostrado de una forma tan cercana, humana y vulnerable como lo hace en las páginas de este libro que ha tardado varios años en terminar.

Sigue leyendo

Anuncios

En la carretera del trueno

Hace unos días dediqué una hora larga a hacer cola para comprar entradas de la próxima gira de Bruce Springsteen en España. Tuve la suerte de que quien me precediera en ella fuese Toni, un rockero madrileño que me acortó la espera hablando de la pasión desmedida que siente por el jefe. Cuando por fin le tocó el turno se acercó al mostrador notoriamente nervioso y, tras unos minutos de alarma por el amago de colapso del sistema informático, se giró sonriente hacia mí con sus dos flamantes entradas en la mano, la de él y la de Javi, su hijo de 12 años. Cualquiera que se pregunte qué hace a Springsteen tan grande hubiera podido leer la respuesta en el brillo de esos ojos encendidos como carbones que me miraban triunfantes.

Sigue leyendo

Bruce Springsteen & The E Street Band, en España en 2012

Según informa la web de Doctor Music, promotora de los conciertos en España de Bruce Springsteen, la esperada gira europea del Boss arrancará el próximo 13 de mayo en el Estadio Olímpico de Sevilla, ciudad que acogerá también los ensayos de esta nueva gira mundial. Además de la capital andaluza, Bruce Springsteen & The E Street Band visitarán otras tres ciudades españolas: Barcelona, con un concierto el 17 de Mayo en el Estadi Olímpic; San Sebastián, en el Estadio Anoeta el 2 de Junio; y Madrid, el 17 de Junio en el Estado Santiago Bernabéu. Todos los conciertos darán comienzo a las 21:00h.

Sigue leyendo

Romeo and Juliet en la memoria

El primer concierto que me impactó en esta vida no lo presencié en directo, sino en un flamante reproductor de vídeo que adquirió mi padre, un Sony sistema Betacam que entonces aún competía orgulloso con el VHS. A través de ese aparato me asomé a la grandeza de la música en directo y lo hice con una cinta regrabada que Álvaro, mi hermano mayor, llevó un día a casa y en la que unos tipos de pelo largo hacían sobre un escenario lo que a mí me pareció magia. En aquella copia grabada de la televisión, que junto a mi hermano visioné innumerables veces, el líder de la banda lucía una cinta de deportista alrededor de su frente, lo que le daba un cierto aire al entonces célebre tenista John McEnroe, y vestía una americana roja como su Fender Strato, de la cual arrancaba sin pestañear unos riff increiblemente limpios, precisos y eficaces.

Sigue leyendo

El día que la música murió

Clarence Clemons ha fallecido a los 69 años de edad como consecuencia del derrame cerebral sufrido días atrás. No sé si alcanzo a imaginar lo triste que debe ser para Bruce Springsteen y el resto de los miembros de la E Street Band despedir a un amigo con el que han compartido 40 años de la mejor historia del rock y miles de noches subidos a un escenario haciendo vibrar de felicidad a millones de personas.

Mientras en mi ciudad se vive un fin de semana de conciertos para celebrar el Día de la Música, pienso en el verso que se repite en American Pie, “el día que la música murió”. Para su autor, Don McLean, éste fue el 3 de febrero de 1959, cuando los músicos Buddy Holly, Ritchie Valens y The Big Bopper fallecieron al estrellarse la avioneta en que viajaban. No lo pudo escribir de  manera más expresiva: “the day the music died”.

Sigue leyendo